Home
Teatro de Santa Isabel, Recife, PE.

Lúcia Gaspar
Bibliotecaria de la Fundación Joaquim Nabuco
Este endereço de e-mail está protegido contra SpamBots. Você precisa ter o JavaScript habilitado para vê-lo.

La idea de construir un teatro público en Recife fue del entonces presidente de la provincia de Pernambuco, Francisco do Rego Barros, Barón, Vizconde y después Conde da Boa Vista.

El 30 de abril de 1839, él firmó la Ley número 74, autorizando la construcción de un teatro público para la ciudad.

La Provincia no disponía, en la época, de profesionales calificados, como ingenieros y arquitectos, ni siquiera con obreros o carpinteros especializados. Os pocos ingenieros que existían tenían formación militar.

Para viabilizar su proyecto de Gobierno, Rego Barros promovió la venida de innúmeros profesionales europeos, ingenieros, matemáticos, técnicos y operarios, entre ellos, Louis Léger Bauthier, el ingeniero responsable por la ejecución del proyecto del nuevo teatro, que llegó a Recife, en septiembre de 1840.

El primer proyecto elaborado por Bauthier, cuyo presupuesto era de 400 contos (moneda de la época), fue rechazado debido a su alto costo. El proyecto definitivo, estimado en 240 contos, fue aprobado en febrero de 1841, siendo las obras iniciadas en el mes de abril. El local escogido fue el entonces llamado Campo do Erário, donde sólo había arena. Actualmente es la Plaza de la República.

Durante todo el período de construcción era llamado de Teatro de Pernambuco. Sólo poco antes de su inauguración, el 18 de mayo de 1850 su nombre fue cambiado para Teatro de Santa Isabel, en homenajear a la Princesa Isabel, hija del Emperador Pedro II. La sugerencia para el homenaje partió del entonces gobernador de la Provincia de Pernambuco, Hermeto Carneiro Leão. La pieza presentada en el día de la inauguración fue el pajem d`Aljubarrata, del escritor portugués Mendes Leal.

El Teatro de Santa Isabel era la gran casa de espectáculos de la ciudad, lugar de diversión, convivencia social y también de ejercicio de la ciudadanía. Según Joaquim Nabuco, fue en Santa Isabel que se ganó la causa de la Abolición, refiriéndose a sus discursos y eventos allá realizados.

En el siglo XIX, las compañías que se presentaban en el Teatro Santa Isabel eran, en su mayoría, administradas por empresarios, que firmaban contratos por largas temporadas. El Teatro también recibía compañías líricas extranjeras, entre las que se encontraba, la Compañía Lyrica Italiana G. Marinangelli, que presentó la ópera La traviata, en 1858.

En 1859, el Teatro recibió su más ilustre invitado, el Emperador Pedro II, que visitando las provincias del Norte, pasó su cumpleaños en Recife y fue homenajeado con un espectáculo de gala en el Santa Isabel.

El día 19 de septiembre de 1869, el Teatro fue casi que totalmente destruido por un incendio, que dejó de pié apenas las paredes laterales, el porche y el pórtico, siendo construido, en madera, como una sustitución temporaria, en el Campo de las Princesas, el Pabellón Santa Isabel.

Fue una gran perdida, pero su reconstrucción trajo importantes modificaciones: la colocación de una estructura de hierro para soportar los balcones, modificaciones en la decoración y una prolongación del cuerpo central del edificio, entre otras.

La orientación venía de Louis Léger Bauthier, que aún estando en Paris, tuvo sus recomendaciones respetadas por el ingeniero José Tibúrcio Pereira de Magalhães, responsable por las obras de reconstrucción del Teatro. El Santa Isabel fue reinaugurado el día 16 de diciembre de 1876.

En 1916, en el gobierno de Manoel Borba, hubo otra intervención con la instalación de luz eléctrica, reforma total de la tubería de gas, sustitución de la cortina por una importada de Inglaterra y reparos generales de conservación del edificio.

En 1936, también hubo nuevas reformas generales, así como las que fueron hechas por ocasión de su centenario, en 1950, cuando era gobernador de Pernambuco, Alexandre José Barbosa Lima Sobrinho, Moraes Rego, alcalde de Recife y Baldemar de Oliveira, el director del Teatro. El Santa Isabel perteneció tanto al Estado tanto al Municipio. A partir de 1949, sin embargo, fue protegido por el Patrimonio Histórico y Artístico Nacional, como propiedad de la Alcaldía de Recife.

Hubo aún obras de restauración en los años de 1970, 1977 y entre 1983 y 1985 innúmeras mejoras fueron realizadas en Santa Isabel.

En el 2000 fue iniciada otra reforma que exigió intervenciones para asegurar la preservación del edificio, retomar algunos estilos originales, dar más seguridad a los clientes y más espacios y recursos para la realización de los espectáculos. De esa última reforma, la Fundación Joaquim Nabuco participó, a través del trabajo de técnicos de su Laboratorio de Investigación, Conservación y Restauración de Documentos y Obras de Arte - Laborarte.

Recife, 17 de julio de 2003.             
(Actualizado el 8 de septiembre de 2009).

FUENTES CONSULTADAS:

ARRAIS, Isabel Concessa. Teatro de Santa Isabel. Recife: Fundação de Cultura Cidade do Recife, 2000. 

BORGES, Geninha da Rosa. Teatro de Santa Isabel: nascedouro & permanência. Recife: Cepe, 2000. 

TEATRO Santa Isabel: documentos para a sua história: 1838-1850. Recife: Prefeitura Municipal. Diretoria de Documentação e Cultura, 1950.

 

COMO CITAR ESTE TEXTO:

Fuente: GASPAR, Lúcia. Teatro de Santa IsabelPesquisa Escolar Online, Fundação Joaquim Nabuco, Recife. Disponível em: <http://basilio.fundaj.gov.br/pesquisaescolar_es/>. Acesso em: dia  mês ano. Ex: 6 ago. 2009.

 

 

Encontrar "Palavra-chave"

Encontrar "A a Z"


Copyright © 2020 Fundação Joaquim Nabuco. Todos os direitos reservados.
Desenvolvido pela Fundação Joaquim Nabuco